6 consejos para una vida plena (y feliz)

consejos para una vida plena

Lo que entendamos por vida plena va a depender de cada uno de nosotros. En función de nuestras metas y objetivos en la vida, y de los aspectos a los que concedamos más importancia a la hora de proporcionarnos felicidad, determinaremos aquello que entendemos como vida plena, feliz y de éxito.

Pero independientemente de esto, existen una serie de factores que contribuyen a construir una vida plena para la mayoría de nosotros y no está de más que les demos un repaso para tenerlos bien presentes.

Consejos para una vida plena: La felicidad en 6 puntos clave

1.Una vida sin “fantasmas”

Tal vez el punto más importante y en el que deben apoyarse los demás. Porque no es posible avanzar, tener éxito, vivir con plenitud y felicidad si algo en nuestro interior no anda bien.

¿A qué me refiero con ese “algo”?. Los “fantasmas” a los que me refiero pueden ser de muchos tipos, desde emociones negativas hasta creencias distorsionadas. La culpa, el arrepentimiento, la tristeza, los celos, la inseguridad, la desconfianza, etc, son emociones o pensamientos que albergamos dentro de nosotros y que imposibilitan que vivamos “en paz”.

Y es esta paz la que necesitamos alcanzar, ya sea superando acontecimientos del pasado, superando inseguridades o adquiriendo habilidades nuevas para manejar emociones negativas, lo que sea que resulte en una mayor sensación de calma y paz interior.

2.Mantener relaciones sanas

No solo relaciones sentimentales sino relaciones en general. En primer lugar, trabajando los aspectos que sean necesarios en nosotros mismos para que seamos capaces de construir relaciones sanas de forma activa, y en segundo lugar, siendo conscientes de aquellas relaciones que nos están produciendo malestar y aprendiendo a manejarlas.

Va a resultar muy complicado que vivamos de forma plena si, por mucho que hayamos conseguido deshacernos (o aprendido a gestionarlos) de los “fantasmas internos”, seguimos relacionándonos con los “fantasmas de los demás”. Por ello es necesario que conozcamos esos fantasmas y, si no existe posibilidad de aprender a manejarlos, tratemos de controlar nuestro contacto con estas personas.

Te puede interesar: 4 tipos de vampiros emocionales (y cómo tratar con ellos)

3.Cuidar nuestra salud

consejos para una vida plena

La salud es uno de los factores que más afecta a nuestra felicidad porque si no tenemos buena salud todos los demás aspectos se van a ver afectados. 

Mantener una vida sana no es tan complicado, es cuestión de integrar hábitos saludables como el ejercicio, la dieta sana y el descanso adecuado. Pero es importante no olvidar que la salud también implica el nivel mental por lo que, de la misma manera en que nos esforzamos por adquirir y mantener hábitos físicos saludables, debemos hacerlo también con los hábitos mentales saludables.

Recuerda que, igual que acudimos al medico para tratar la hipertensión, la diabetes o cualquier patología física, los profesionales de salud mental nos brindan también tratamiento para los problemas mentales.

Te puede interesar: El cuidado de la salud empieza por modificar pensamientos

4.Adaptarnos a los cambios

Porque la sociedad en la que vivimos cambia a una velocidad vertiginosa. El conocimiento avanza cada día y cada día es necesario aprender cosas nuevas.

Por ello es importante que aprendamos a adaptarnos a esos cambios, aprendiendo y adquiriendo habilidades y conocimientos nuevos siempre que lo necesitemos, en cualquier ámbito de nuestra vida. Lo importante es no mantenerse estancado porque corremos el riesgo (y casi con toda seguridad ocurrirá) de quedarnos atrás.

Te puede interesar: Abrir la mente, una cuestión de actitud

5.Crear momentos para recordar

Orientar nuestra vida a la búsqueda de experiencias en lugar de objetos materiales. Son las experiencias vitales las que nos proporcionan más felicidad y dan sentido a nuestra vida.

No es necesario que sean experiencias grandiosas o espectaculares, no hace falta que lo dejes todo para ir a dar la vuelta al mundo en un velero (que si tienes la oportunidad de poder hacerlo es perfectamente válido). Cualquier experiencia de la vida cotidiana puede resultar en un gran recuerdo con el tiempo, como una tarde de muchas carcajadas con una amiga, los primeros pasos de tu hijo, un concierto de tu grupo de música preferido, etc.

Lo importante es que procuremos que estos momentos no falten en nuestras vidas y, si podemos vivirlos en compañía de nuestros seres queridos serán todavía mejores.

6.Encontrar el sentido de tu vida

Tal y como señalábamos hace unos días, cada uno de nosotros encontrará su propio sentido y propósito y, otro de los factores que nos ayudan a vivir una vida plena es conocer este propósito y perseguirlo.

La clave está en mantener el rumbo hacia el objetivo que queremos alcanzar y, si es necesario, buscar objetivos nuevos según vayamos alcanzando los anteriores. Si vivimos sin metas, sin propósitos ni objetivos, la sensación de vivir sin rumbo, sin sentido, a la deriva, sin pasión, nos puede robar la felicidad.

Te puede interesar: El sentido de la vida: 5 preguntas para encontrar el tuyo propio

Es importante que busques el tuyo y lo lleves a cabo, incluso si tu objetivo es vivir sin rumbo, ve a por ello.

Imágenes: Pixabay

(173 Posts)

Licenciada en Psicología Clínica, formación en Inteligencia Emocional, Psicología General Sanitaria y Community Management. Apasionada de los complejos mecanismos de la mente y el comportamiento humanos. Creadora y administradora de la web Psicología en el Bolsillo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *