¿Qué es la terapia conductual o de conducta?

Inicio / Conceptos / ¿Qué es la terapia conductual o de conducta?
terapia conductual

La terapia conductual trata de ayudar a una persona a cambiar su comportamiento, partiendo de la idea de que si su conducta cambia, los cambios también tendrán lugar a nivel cognitivo y emocional.

¿Cómo es la terapia conductual?

Hablamos de una terapia estructurada. Se comienza realizando un análisis pormenorizado de la conducta (o conductas) que el paciente presenta y que necesita modificar. Mediante una serie de técnicas se procede a la modificación de la conducta (o conductas) bien sea para aumentar o para disminuir su aparición.

¿Qué técnicas se utilizan?

terapia conductual

El primer paso en cualquier terapia conductual es solicitar al paciente que realice un autorregistro detallado de las conductas que realiza y que interesa analizar en función del problema que le ha llevado a la consulta.

Cuando se tiene un informe acerca de su comportamiento, el psicólogo selecciona una serie de técnicas para modificarlo. Estos son algunos ejemplos de técnicas que se utilizan:

  • Si lo que se busca es que el paciente adquiera una conducta se pueden utilizar técnicas como el modelado. Con esta técnica, el paciente observa a otra persona (modelo) realizando la conducta y aprende a realizarla a través de la observación y la práctica.
  • En caso de buscar un aumento de la aparición de una conducta beneficiosa, podemos recurrir al reforzamiento de la misma. Se refuerza una conducta cuando introducimos una consecuencia positiva justo después de la conducta que queremos que aumente.
  • Si queremos hacer desaparecer una conducta, debemos encontrar los reforzadores que la mantienen y tratar de eliminarlos para que la conducta vaya disminuyendo.

En definitiva, lo que pretende la terapia conductual es disminuir las conductas problemáticas y aumentar las positivas. Este objetivo se trabaja dotando al paciente de herramientas para llevar a cabo la modificación conductual.

Las expuestas aquí son un ejemplo de las muchas técnicas conductuales que existen y que variarán en función del problema con el que se acude a consulta, de la edad del paciente y de sus características particulares.

Esta terapia conductual no trata de modificar de forma directa los mecanismos mentales del paciente ya que, como se indicó arriba, asume que tras el cambio conductual cambiarán también pensamientos y emociones.

Hoy en día, es poco común encontrar un terapeuta que aplique solo técnicas conductuales. Lo normal es que el terapeuta trabaje desde el enfoque cognitivo-conductual, que supone trabajar también la modificación de los mecanismos mentales del paciente. Este tipo de terapia, por lo tanto, sería la suma de la terapia cognitiva y la terapia conductual.

En Psicología en el Bolsillo trabajamos en base a la terapia cognitivo-conductual por ser la que mayor respaldo científico presenta como tratamiento eficaz para la mayoría de problemáticas.

Escribe o llámanos pulsando este enlace, y empieza tu terapia psicológica 100% online.

Imágenes: Pixabay

Sobre el Autor

María (Admin)
Licenciada en Psicología Clínica, formación en Inteligencia Emocional, Psicología General Sanitaria y Community Management. Apasionada de los complejos mecanismos de la mente y el comportamiento humanos. Creadora y directora de la web Psicología en el Bolsillo.
Comments (2)
Liana Linares Vilchez / 7 mayo 2018

Me gustaría saber trabajos y/o ejercicios para el tema de ansiedad cuales serían los ejercicios ideales para combatir, ansiedad que lleva al pánico.

Gracias

Responder
María (Admin) / 7 mayo 2018

Hola Liana!

Existen varias técnicas para controlar la activación o la ansiedad en momentos de crisis, también existen técnicas de relajación para controlar la ansiedad y el estrés. La respiración diafragmática, la relajación autógena o el Mindfulness.

Sin embargo, si sufres ansiedad que deriva en pánico, te recomiendo que hables con un psicólogo que pueda evaluar tu caso particular y te ayude a controlar esos episodios ya que puede tratarse de algo más importante que la ansiedad «cotidiana».

Tu psicólogo te ayudará a detectar los estímulos que desencadenan las crisis y te entrenará para que poco a poco aprendas a manejarlas.

Un saludo! 🙂

Responder

Deja un comentario

Suscríbete a Psicología en el Bolsillo

Introduce tu correo electrónico para suscribirte al blog y llevar la Psicología siempre en el Bolsillo.

*Nota: Al suscribirte, estás aceptando nuestra política de privacidad. Tus datos no serán proporcionados a terceros y NO recibirás Spam.
A mí tampoco me gusta el Spam 🙂

Uso de cookies

Usamos Cookies para controlar el tráfico de visitas de nuestra web, no almacenamos datos personales. Al continuar en nuestra web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies